19 mar. 2010

BAHAREQUE A MI ALREDEDOR

Alrededor de la Reserva Natural Victoria, la comunidad campesina aún conserva una rica herencia cultural de construcción de vivienda de paredes con bahareque (barro-guadua o bambú), es escaso ver cubiertas del techo con hoja de palma, pocas casas antiguas presentan amarres con bejucos (http://www.youtube.com/watch?v=BOB3gZ39ID8) Lamentablemente estas técnicas constructivas antiguas están en proceso de desaparición. Una mirada a ese acervo cultural es tratado por Fonseca y Saldarriaga (1992), en su maravillosos libro “La arquitectura popular en Colombia, herencias y tradiciones”, revisa la herencia prehispánica, la herencia africana, la herencia hispánica, la herencia republicana y las múltiples herencias del caribe, hasta la modernización y nuevas tradiciones populares.

Ante la herencia cultural de este legado histórico me pregunto, qué voy a representar en mi proceso constructivo de vivienda, y que además se ajuste a los principios de la permacultura?. En resumen, los autores citados plantean que, “sorprende en general en la arquitectura popular tradicional colombiana el sentido mesurado de la ornamentación y de la decoración… Las herencias históricas han dejado sus aportes: los motivos geométricos del prehispánico y de la cultura africana, los sencillos elementos del hispánico y los motivos ornamentales del siglo XIX.

Según expertos en construcción con guadua o bambú http://www.eco2site.com/arquit/cosechadecasas.asp "el bahareque es autóctono y corresponde a las construcciones que hacían nuestros indígenas y es su mejor legado; Las casas de bahareque se construían utilizando el recubrimiento original de la estructura entretejida de cañas, palos y/o guaduas, fue una mezcla de barro, paja y boñiga; una armazón con horcones o guaduas clavados directamente sobre el terreno y amarradas por bejucos; a manera de muros se armaba una pared con elementos verticales u horizontales constituidos por "latas" de guadua o madera delgada conformando una especie de caja la cual se rellenaba y luego se le aplicaba un revoque o pañete de barro. El techo lo conformaba un entramado principal en madera mas gruesa a manera de vigas y uno secundario con varas o cañas más delgadas y cubierta en paja, la cual evolucionó posteriormente a teja de zinc y a las tejas de barro cocido.


No hay comentarios:

Publicar un comentario